Vie 29 Sep, 2017

Compartamos Historias

Días después de la catástrofe sucedida en México, y con bastantes preguntas todavía sin resolver al respecto, nos llegan iniciativas asombrosas de ciudadanos mexicanos que en lugar de estudiar el “pasado reciente” apelan a un “futuro perfecto”.

Además de los centenares de historias que se acabaron de súbito el pasado 19 de septiembre, desaparecieron miles de historias ya concluidas y narradas en diferentes fechas y lenguas dispares. Dos librerías que recolectaban ejemplares de segunda mano, sus nombres “Ático” y “A través del espejo”, fueron devastadas por el terremoto. Después de años ofreciendo a sus clientes la posibilidad de recuperar el pasado, la tragedia vino de la mano de un realismo mágico.

Pues bien, los dueños de ambas tiendas han demostrado entender muy bien su labor. Ellos saben mejor que nadie que se pueden recuperar esquirlas del pasado, que esa posibilidad tan solo existe gracias a las historias, las cuales se pueden esconder de la fuerza del tiempo en los libros, y algunas son tan valientes que sobreviven incluso a los terremotos. Por esta razón, en las puertas de estos establecimientos no encontramos esquelas ni certificados de defunción, sino ofertas con precios mínimos para reabrir los establecimientos. También se ha creado una campaña “Compartamos historias” para difundir los libros que, aun en mal estado, todavía son útiles. Nunca un nombre fue tan acertado, nunca una iniciativa fue tan bella. Ser parte de la Historia seguramente sea precioso, pero ser parte de historias o revivir aquellas que jamás hubieses podido conocer, no es menos bonito.

España y México escriben grandes partes de su Historia en común, con más disonancias que confluencias todo sea dicho, pero desde España, la memoria de los años 30 y 40 aún debería ser lo suficientemente robusta y recordar que numerosas historias nacidas en España pudieron alargar su fin gracias al pueblo mexicano. Compartamos historias. Por eso su dolor y su tragedia son tan suyos como nuestros.

Por LOGOS

2 respuestas a “Compartamos Historias”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

POST RELACIONADOS

40 años no son nada…

Cuarenta años no son nada. En toda la Historia apenas son una minúscula parte y, sin embargo, pueden haber atesorado en sí mismos un enorme valor. Tal día como hoy, hace cuarenta años el 6 de Diciembre de 1978, la ciudadanía española votaba la Constitución, tras casi otros tantos años de…

Por LOGOS
Comentarios 1 |